viernes, 26 de febrero de 2016

Por algunas paredes de las múltiples pirámides que están ubicadas en Egipto, se pueden ver seres azules, faraones que tenían este aspecto de apariencia en todo su cuerpo, por que los egiptólogos no hacen mención de estos seres en el antiguo Egipto ? que quieren esconder ? sera que no quieren que sepamos que con los egipcios convivieron seres extraterrestres de este aspecto ?


“en 1960, una revista científica soviética, apoyándose en los relatos del historiador Egipcio Maneton y del Griego Herodoto, así como en las inscripciones al enigma de la Atlántida y a la venida de seres extraterrestres. La pregunta que se hacían era ésta: ¿fueron los Atlantes un pueblo de tez azulada?. Dicen algunas tradiciones que los Atlantes fundaron la civilización egipcia y que los jefes más antiguos de las dinastías eran Atlantes de raza pura. Los artistas egipcios, que reprodujeron cuidadosamente los objetos en sus murales y respetaron los colores. ¿cómo pintaron a sus dioses?

Osiris tenía el rostro verde (por ser dios de la vegetación que renace), Thot estaba pigmentado de verde o de azul pálido, y Ammón y Shu eran francamente azules. ¿porqué formaba este color parte de los dioses egipcios? Sólo puede contestarse de una manera. Eran descendientes de un pueblo de piel azul. Deberíamos creer que Osiris y Thot, que llegaron a Egipto procedentes de un país de altas montañas, hallaron un llano con clima cálido y mucho sol, y vieron su tez modificada por el sol, que terminó por darles una piel olivácea (azul más amarillo, igual verde), como suelen tenerla en nuestros días los habitantes del mediterráneo”

Algunos suponen que los hombres azules vinieron de Venus, y no está demás citar otro aparte del citado artículo: “Recordemos los extraordinarios acontecimientos sucedidos en tiempos remotos en Venus, que fueron anotados por los Astrónomos de la Antigüedad. El propio San Agustín afirma que Castor, el Rodio, dejó escrito el relato de un prodigio asombroso sucedido en ese planeta, que de pronto cambió de tamaño, de color y hasta de órbita en torno al sol, al mismo tiempo que perdía satélites. Ese hecho sin precedentes, debió suceder en tiempos del Rey Ogygés, fundador de Tebas, como aseguran Adrasto, Cyzicenio y Dies, notables matemáticos de Nápoles.

¿Qué sucedió en Venus para que parte de su población huyera precipitadamente rumbo a la tierra? ¿Una colisión? ¿Una explosión nuclear? No podemos decir nada, pero de ser cierta cualquiera de esas hipótesis, tendremos que creer que Venus estuvo ligado a la historia de nuestro planeta, y resulta curioso que los sabios Soviéticos insistan en relacionar el misterio de Venus con el de la Atlántida y el Tiahuanaco”.

FARAONES AZULES ?


Hapy, el Padre de los dioses, vivificador, generador de fecundidad y fertilidad en la mitología egipcia.

Hapy es representado por un hombre desnudo, de piel verde o azul, barbudo con barriga y pechos caídos de mujer. Con una planta de loto sobre la cabeza. Con dos vasos que simbolizaban a los dos Nilos. Otras veces con dos cabezas de oca. Con una rama de palmera, como medidor del tiempo.

Mitología

Hapy es el nombre del dios asociado al Nilo, el gran río de Egipto que tenía a la vez realidad física y mitológica. La importancia simbólica del Nilo viene de su capacidad para generar riqueza cuando inunda y deja limo fértil en sus márgenes. El nombre Hep proviene del periodo predinástico de Egipto. Asociado a la región de Gebel el-Silsila. Creían que residía en una cueva de Bigeh, cerca de las cataratas, con su harén de diosas rana, de donde emergía anualmente para generar la inundación.

Fue venerado especialmente en Elefantina, y en un centenar de capillas a lo largo del Nilo. También estaba representado en los muros de la mayoría de los templos. Hay capillas rupestres dedicadas a este dios en Gebel el-Silsila, aunque no tuvo templos dedicados a su culto.

Amón tras el periodo Amarna se representaba con la piel de color azul simbolizando así su asociación con el aire y la creación primigenia.

El color azul (irtyw y ḫsbḏ)5 representaba el cielo y el agua y, en un sentido más cosmológico, “a los cielos” (dominio de los dioses) y “a la inundación primigenia” (la creación). Era un símbolo de vida y renacimiento y era el color que se empleaba para pintar la cara de Amón-Ra, cuando se quería enfatizar simbólicamente su papel en la creación del mundo.3

En las minas del Sinaí, junto a la Malaquita, se encontraba otro mineral que los egipcios llamaban ṯfr y nosotros azurita.

Acima a medalha milagrosa, usada como berloque, abaixo tenis azul acqua da marca Raphael Steffens.


No queda duda que la investigación profunda en el antiguo egipcio nos lleva a esta raza azul, que son los reales constructores de las Piramides de Egipto hoy conocido como la pirámide Gaza y dicho seres eran realmente seres EXTRATERRESTRES que poseían conocimientos de arquitectura avanzada tanto como de matemáticas super avanzadas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada